RECONVERSIÓN PRODUCTIVA Y RECAMBIO GENERACIONAL: ¿QUÉ SIGNIFICAN Y POR QUÉ SON ESENCIALES PARA EL FUTURO DE LA AGRICULTURA EN LA REGIÓN DE VALPARAÍSO?

3- RECAMBIO GENERACIONAL

RECONVERSIÓN PRODUCTIVA Y RECAMBIO GENERACIONAL: ¿QUÉ SIGNIFICAN Y POR QUÉ SON ESENCIALES PARA EL FUTURO DE LA AGRICULTURA EN LA REGIÓN DE VALPARAÍSO?

El actual escenario hídrico de la zona, el cambio climático y la difícil situación de algunos pequeños productores, ha motivado a los principales actores de la zona, como el INDAP, el Programa Transforma Fruticultura Sustentable (Perfruts) y el Programa Territorial Integrado (PTI) Hídrico de Petorca,  a promover modelos de producción más resilientes que permitan a los agricultores transitar hacia cultivos de menor requerimiento hídrico y con la capacidad de adaptarse al territorio.

 

“La agricultura de la Región de Valparaíso está atravesando por un punto de inflexión que nos exige avanzar hacia modelos de producción sustentables, que sean más eficientes en el uso de los recursos, al mismo tiempo que garantizan la rentabilidad de los agricultores”.

De esta manera, Pierina Eltit, coordinadora técnica del Programa Transforma Fruticultura Sustentable de Valparaíso (Perfruts), hizo un llamado a los pequeños y medianos productores a implementar metodologías sustentables en sus cultivos para garantizar la seguridad alimentaria y el futuro del rubro en la zona, asegurando que para lograr dicho propósito se debe transitar hacia dos conceptos claves que se encuentran dentro de los objetivos del Perfruts para este 2024: la reconversión productiva y el recambio generacional.

Sumándose al llamado, Kurt Neuling, gerente del Perfruts, sostuvo que “la reconversión productiva de nuestra agricultura dice relación con incentivar a nuestros productores a avanzar hacia cultivos que sean capaces de adaptarse y subsistir ante el actual escenario regional. Siempre el cambio genera aprehensiones, pero debemos entender que para muchos pequeños agricultores esto representa la única oportunidad de mantener a flote sus campos, con innovación y gestión. Y es por ello que es tan importante el recambio generacional y la capacitación, pues debemos motivar a nuestros jóvenes a sumarse a este cambio, a implementar metodologías sustentables y garantizar el futuro del agro”.

“El recambio generacional es uno de los factores críticos para la sustentabilidad, motivar a las nuevas generaciones a innovar y avanzar en esa senda, es uno de nuestros principales objetivos. Razón por la cual estamos trabajando mancomunadamente con todos los integrantes del Consejo Directivo por la Fruticultura Sustentable, y particularmente con INDAP como parte de la gobernanza del Perfruts, para promover este cambio y –conjuntamente- dar nuevas oportunidades a nuestros pequeños y medianos productores”, dijo.

Por su parte, Sergio Valladares, director regional de INDAP Valparaíso, manifestó que “dentro de nuestras metas para este año, buscamos potenciar un modelo de intervención más resiliente, y en eso calza perfectamente el modelo de reconversión productiva. La reconversión productiva tiene que ver con la adaptación al cambio climático y la transición hacia modelos productivos que sean rentables para la pequeña agricultura familiar campesina”.

“Incentivar transiciones que permitan pasar de monocultivos a agroecología, avanzar hacia una agricultura sostenible y diversificar la matriz productiva de pequeños productores a la vez que agregamos valor al producto, está dentro de nuestros más importantes objetivos”, agregó.

Y es que para Valladares, “es muy importante que los pequeños agricultores se sumen a la reconversión productiva porque estamos en un callejón ambiental sin salida, muchos cultivos no tienen sostenibilidad. Hay territorios que se encuentran muy complicados, partiendo por la provincia de Petorca, donde no queda otra alternativa más que reconvertirse. Para ello, nos estamos enfocando en transiciones graduales, que permitan a los pequeños agricultores diversificar su matriz productiva sin tener que ver mermados sus ingresos. Buscamos facilitar el acceso a los insumos productivos, al mismo tiempo que avanzamos hacia cultivos con mucho menos requerimiento hídrico y que sean capaces de adaptarse al territorio”.

Al respecto, Carolina Leiva, gestora del Programa Territorial Integrado (PTI) por la Gestión de los Recursos Hídricos de la Provincia de Petorca, afirmó que “por lo general, en agricultura se asume que la actual ubicación de los cultivos obedece a una decisión basada en el conocimiento y costumbre de los productores, la cual -en los últimos años debido a las variaciones climáticas- posiblemente no sea la óptima”.

“En la provincia de Petorca, dada la condición de escasez hídrica, se hace necesario promover alternativas productivas que sean sostenibles y resilientes frente a los desafíos actuales en torno al agua. La implementación de técnicas de riego eficientes, la diversificación de cultivos con bajo requerimiento hídrico, el fomento de prácticas agroecológicas son algunas de las estrategias claves en este proceso. Además, es importante destacar que todo este proceso debe ir apoyado de políticas públicas, inversiones en investigación y desarrollo, asistencia técnica y capacitación para los agricultores”, remató Leiva.

Cabe consignar que se estima que actualmente en la Región de Valparaíso la pequeña agricultura está conformada principalmente por personas mayores de 65 años, mientras que sólo el 7% correspondería a agricultores menores de 35 años. Motivo por el cual se están impulsando diversas iniciativas para convocar a las generaciones más jóvenes a asumir el desafío de cambiar el paradigma de la agricultura regional, con el fin de aumentar esta cifra a un 15% durante 2024 y así avanzar en materia de innovación, eficiencia en el uso de los recursos, rentabilidad y, sobre todo, sustentabilidad.

Yasmin Delgado

Otras Noticias