En esta conmemoración, las y los invitamos a repasar el amplio abanico de normas legales –muchas de ellas ya son ley- que buscan erradicar cualquier tipo de intimidación contra las mujeres.

 

Como cada 25 de noviembre, el mundo conmemora hoy el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer y el Senado no ha estado, ni está, ajeno a esta cruzada, por lo que desde hace varios años ha puesto especial atención en avanzar para erradicar cualquier tipo de violencia contra la mujer, además de visibilizar las situaciones de menoscabo y alcanzar una completa igualdad de género.

 

En este contexto, queremos recordar que está en plena tramitación el proyecto sobre el derecho de las mujeres a una vida libre de violencia, que se espera convertir en una ley integral con este fin y que procura la defensa de la mujer en una serie de aspectos como la violencia de forma íntima, situaciones de riesgo, violencia intrafamiliar, además de contar con un catálogo de delitos, entre otros.

 

La Ley Antonia –de la que solo resta su promulgación- también ha sido una importante bandera de lucha, e incluye una serie de mejoraras de las garantías procesales, protege los derechos de las víctimas de los delitos sexuales y evitar su revictimización.

 

A este catálogo de esfuerzos se suman los proyectos sobre acoso sexual en el ámbito de relaciones de trabajo, educacionales, militares o policial, deportivas, de prestación de servicios u otra análoga, de relación jerárquica o desigualdad de grado (11907-17); la Ley Sayén (11073-07); la llamada “sin consentimiento es violación” (11714-07); entre otros.

 

Recordemos, además, que ya son ley el referido al pago efectivo de las deudas por pensiones de alimentos, a través de un mecanismo permanente, expedito y efectivo, para terminar con “la violencia económica” que viven miles de madres y sus hijos e hijas, a quienes se les adeuda el derecho parental (ley 21.484); contra el acoso sexual en el ámbito académico (ley 21.369); monitoreo telemático como medida cautelar en casos de violencia intrafamiliar (ley 21.378), entre otras.

 

La Corporación también ha dado un importante paso y recientemente se convirtió en el primer parlamento latinoamericano en firmar un convenio Senado-PNUD: programa Sello Igualdad de Género, pionera iniciativa que reafirma el compromiso institucional con el fin de avanzar en el cierre de las brechas de género y el cumplimiento de estándares en igualdad de género.

Compartir en tus redes sociales:

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.

Buen trabajo

Otras noticias