Los integrantes de la Comisión de Salud integrarán dicha instancia que deberá abordar materias relacionadas con el presupuesto y el reglamento asociado, entre otras.

Respaldando la recomendación de la Comisión de Hacienda, la Sala rechazó parte de los cambios realizados por la Cámara Baja, al proyecto que regula a los prestadores de salud para efectuar atenciones mediante telemedicina.

 

La moción de autoría del senador Francisco Chahuán y Ximena Rincón, y los ex parlamentarios Carolina Goic, Guido Girardi y Rabindranath Quinteros, modifica la ley de deberes y derechos de los pacientes regulando la atención de salud, cualquiera sea la forma en que ésta se preste, presencialmente o realizada a distancia o telemedicina.

 

La propuesta recibió modificaciones por parte de los diputados y diputadas, las que fueron primero analizadas por los integrantes de la Comisión de Salud. Al respecto, el presidente de esta instancia, el senador Francisco Chahuán, detalló en Sala que “se acordó con el Superintendente de Salud y el Ministerio de Salud mejorar este proyecto en una Comisión Mixta y ahí nos presentarán un texto definitivo. Nosotros apoyamos ciertas disposiciones de la Cámara y otras no”.

 

Luego, el presidente la Comisión de Hacienda, el senador Juan Antonio Coloma explicó que “nos tocó revisar cuatro aspectos que rechazamos: cómo se presta la telemedicina, la forma en que se da a conocer a las personas, la naturaleza del consentimiento y el informe financiero asociado”.

 

Complementando lo anterior, el integrante de Salud, el senador Juan Luis Castro manifestó que “a este proyecto le falta un reglamento, por eso es importante trabajarlo en una Mixta. Esto porque permitirá –entre otras cosas- rebajar las listas de espera. Hay acuerdo para trabajar transversalmente en la Comisión Mixta”.

 

La iniciativa hace referencia a las condiciones en que los prestadores de salud pueden realizar atenciones a distancia. Se entenderá por ellas, los servicios de atención que compete a todos los profesionales de la salud y que tiene lugar mediante la utilización de las tecnologías para el intercambio de información con fines de diagnóstico, terapéuticos, de rehabilitación, cuidados del fin de la vida, prevención de enfermedades y lesiones, investigación y evaluación. El uso de la telemedicina puede ser tanto en condiciones de atención ambulatoria como hospitalaria.

Compartir en tus redes sociales:

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.

Buen trabajo

Otras noticias