En relación con las amenazas del líder de la Coordinadora Arauco Malleco (CAM), Héctor Llaitul, quien afirmó que “la prioridad nuestra es canalizar la violencia hacia el sabotaje, uno muy bien dirigido, hacia insumos, hacia maquinaria”, la ASECH, gremio que reúne a 51.000 emprendedores a lo largo del país, manifiesta lo siguiente:

  • Rechazamos de forma enérgica la conducta de Héctor Llaitul y la CAM de utilizar la violencia como método de acción política, amenazando con ello la seguridad y la vida de cientos de emprendedores, micro, pequeños y medianos empresarios y sus familias de la zona de la Araucanía.

  • La situación en la zona de la Araucanía se ha ido tornando más y más violenta. Han muerto compatriotas, muchos también están heridos y hay un gran número de habitantes con angustia y desesperanza. Son cientos las pymes y emprendedores que sienten temor y que se resisten a ver destruido lo que se han demorado años en construir. Es hora de decir basta. ¡Basta de violencia! ¡Queremos y necesitamos trabajar en paz!

  • Emprendedores y empresarios de todos los tamaños, necesitamos las condiciones mínimas de seguridad para continuar generando empleo y levantar nuestros negocios, que ya vienen muy golpeados por la pandemia, el encarecimiento del crédito, la alta inflación y la caída en las ventas.
  • Hacemos un llamado al gobierno y a las autoridades correspondientes a hacerse responsables de la seguridad de las personas y el orden público, y a actuar de forma clara, efectiva y urgente frente a personas y/o organizaciones que inciten o promuevan la violencia como forma de acción y no respeten los principios básicos del régimen democrático y constitucional.

Compartir en tus redes sociales:

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.

Buen trabajo

Otras noticias