Estudiantes de Pedagogía en Química y Pedagogía en Biología llevaron experiencias de laboratorio a Escuela Intercultural de la localidad porteña para compartir sus conocimientos con alumnos de quinto a octavo básico.

Motivarse con la construcción de un herbario y asombrarse con las reacciones químicas que ocurren en la naturaleza, pero llevadas a un vaso precipitado o a experiencias realizadas con elementos caseros fue lo vivido por estudiantes de la Escuela Intercultural Laguna Verde junto a alumnos y docentes de las carreras de Pedagogía en Biología y Química de la Universidad de Playa Ancha.

En el marco de la celebración de la Semana del Medio Ambiente organizada por el plantel escolar, la UPLA aceptó la invitación a participar con quienes serán los próximos profesores del país.

Imitar coloridos bosques marinos con la reacción química que se produce entre distintas sales sólidas y una disolución acuosa de silicato sólido llamó poderosamente la atención de los escolares. Medir la velocidad con que la luz de una lupa puede quemar objetos de colores o visualizar reacciones electroquímicas, fueron parte de las experiencias desarrolladas por los estudiantes universitarios.

La directora de Pedagogía en Química y Ciencias, Catalina Rojas, se refirió a la importancia de trabajar con el entorno. “Yo creo que lo más importante es la vinculación que podamos tener como formadores con la comunidad, que es una bidireccionalidad. Por una parte, nosotros apoyamos al profesor de la escuela con materiales para que los alumnos vivan experiencias químicas y, a su vez, nuestros estudiantes que se están formando, hacen una práctica con alumnos reales y trabajan su didáctica. Eso es lo que más nos enriquece y nos sentimos satisfechos de tener estos contactos para trabajar con ellos”.

Mientras la académica del Departamento de Ciencias y Geografía, Dra. Cecilia Rivera, junto a sus alumnos explican cómo crear un jardín químico, Benjamín Jara, estudiante de séptimo básico plantea preguntas y participa activamente de la actividad.

“Realmente me pareció interesante el mundo de la química y todo lo que está relacionado con esto, y me gustaría vivir esta experiencia de nuevo con los profesores que vinieron. Es algo mágico y científico a la vez. No es algo difícil la ciencia, grandes y chicos pueden divertirse con eso”, expresó el joven de Laguna Verde.

HERBARIO

En tanto, el área de botánica de la carrera de Biología y Ciencias efectuó un taller sobre la importancia y construcción de un herbario, dirigido a quinto y sexto básico.

La curadora del Herbario VALPL de la Universidad de Playa Ancha, Pamela Ramírez, se refirió a lo realizado.

“Lo interesante de esto fue que quienes participaron pertenecen al Taller de Medio Ambiente de la escuela. La idea fue que ellos aprendieran para que después sean monitores en su establecimiento y puedan replicar esto en los otros niños. Ellos son muy motivados, hicieron todos su carpetita y les llevé unos libros de regalo”, explicó la docente.

Próximamente, desde la UPLA irán nuevamente para ayudar a los escolares a identificar las plantas que tienen en el establecimiento y hacer un herbario formal de su escuela.

La directora del establecimiento, Laura Ríos, destacó la realización de las actividades, que mantuvo muy motivados a sus alumnos. “La posibilidad que nuestros estudiantes puedan aprender de una manera distinta, para nosotros es maravilloso. Estoy muy contenta y agradecida de la posibilidad que se le está dando a los niños y niñas. Es una forma distinta de aprender, los niños están experimentando y viendo cómo se trabaja. Es un aprendizaje muy significativo para ellos”.

Compartir en tus redes sociales:

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.

Buen trabajo

Otras noticias